jueves, 4 de enero de 2018

Protección para la Hacienda Santa Tecla y sus jardines , en el Distrito de Churriana , por su valor patrimonial de tipo etnológico , preindustrial , arquitectónico y botánico , ante la construcción de 3.000 viviendas , campo de golf y centro comercial en la zona

Hacienda Santa Tecla .Palacete

“Málaga Monumental” se adhiere a la solicitud de la As. en Defensa de las Chimeneas y Patrimonio Industrial de Málaga para la protección de la Hacienda Santa Tecla y sus jardines por su valor patrimonial de tipo etnológico , preindustrial , arquitectónico  y botánico.
El Palacete fue  residencia palaciega construida por el comerciante Francisco Gross Lund al adquirir la hacienda en 1839.Del conjunto también destacan dos almazaras para aceite con prensas de viga por lo que se trataría de una explotación ligada al secano , y su origen puede estar entre los siglos XVI y XVII , antes de la expansión de los cultivos de regadío en el Guadalhorce . La finca, también, cuenta con la presencia de sistemas hidráulicos con acequias , pozos , albercas y estanques estrechamente relacionados al jardín ornamental y bancales de huerta (Texto extraído  del informe de la As. en Defensa de las Chimeneas y Patrimonio Industrial de Málaga)

Enlace a la noticia en La Opinión de Málaga
 La macrourbanización prevista en la zona entre el Distrito de Churriana y Torremolinos  abarca una superficie de 1,48 millones de metros cuadrados,






 Jardín de la Hacienda Santa Tecla incluido en el Catálogo de Jardines Protegidos de Málaga

Fachada principal y escalinata de Santa Tecla



domingo, 31 de diciembre de 2017

Video con imágenes de todas las esculturas de la primera gran exposición monográfica de Fernando Ortiz, uno de los escultores barrocos más importantes del siglo XVIII



La muestra cuenta con más de treinta obras procedentes de diferentes partes de España, así como con una importante selección fotográfica de algunas de las principales obras del artista que fueron destruidas total o parcialmente entre 1931 y 1936.
La exposición, pensada para conmemorar el tercer centenario del nacimiento de Fernando Ortiz, está formada por esculturas que se conservan en Málaga, en lugares como el Palacio Episcopal, la Catedral, iglesia de los Mártires, Santuario de la Victoria, Iglesia de la Trinidad, cofradías penitenciales  y Museo de la Aduana y MUPAM , además de obras procedentes de otras localidades , como Alcaudete, Jaén, Jerez de la Frontera, Marchena, Montilla, Motril, Osuna, Tarifa, Valladolid, etc.
La muestra, comisariada por José Luis Romero Torres, historiador del arte y conservador del Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía, y coordinada por Gonzalo Otalecu, cuenta con la conservación y restauración de Ángeles Mulero y Francisco Naranjo. Su comité científico está compuesto por Miguel Ángel Gamero Pérez, María del Carmen Ledesma, Pedro Jaime Moreno de Soto y José Luis Romero Torres.
Fernando Ortiz (Málaga, 1716 – 1771) cuyos restos descansan bajo la bóveda de la capilla sacramental de la parroquia de Santiago de Málaga, fue uno de los grandes escultores del siglo XVIII, tanto es así que trabajó en el Palacio Real y recibió el título de “Escultor de Mérito” de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid. Además, fue nombrado perito de canteras por la administración del Palacio Real para inspeccionar y buscar materiales pétreos por toda Andalucía, por lo que sus obras están repartidas por toda la comunidad autónoma, entre otros lugares.
Entre sus obras más destacadas, y que podrán verse en ArsMálaga Palacio Episcopal hasta el 14 de enero de 2018, se encuentran la Virgen de los Dolores, cedida por la Venerable Orden Tercera de Siervos de María Santísima de los Dolores (Servitas); el Cristo del Amor y la Virgen de los Dolores, cedidas por la Cofradía del Santísimo Cristo del Amor y Nuestra Señora de la Caridad, de Málaga; la Virgen de la Merced Comendadora, del monasterio de la Encarnación de Osuna; la imagen de santa Teresa de Jesús, procedente de la parroquia de Santa María la Mayor de Alcaudete y la de san Francisco de Asís, procedente del Museo Nacional de Escultura de Valladolid. Además de esculturas, la exposición se completa con reproducciones fotográficas de las principales obras desaparecidas de este autor.

Fuente:  Portal de la Diócesis Católica de Málaga 

sábado, 23 de diciembre de 2017

Plano Pinturas Murales Barrocas Málaga Monumental

Geolocalización de 60 edificios con las pinturas murales más representativas del  Casco Histórico de Málaga

jueves, 14 de diciembre de 2017

"Cinco bolas" de Simón Flynn, "Casa del Obispo" de Nina Rodríguez Morales y "Torre de San Felipe" de Feliciano Ruy Díaz, ganadoras del Concurso Fotográfico"Pinturas Murales Barrocas" de Málaga Monumental"

"Cinco bolas" de Simón Flynn, 1 Premio Concurso Fotográfico Pinturas Murales Barrocas

"Casa del Obispo" de Nina Rodríguez Morales 2 Premio Concurso Fotográfico Pinturas Murales Barrocas


"Torre de San Felipe" de Feliciano Ruy Díaz 2 Premio Concurso Fotográfico Pinturas Murales Barrocas



El jurado ha estado compuesto por Dª Estrella Arcos Von Haartman ,profesora de la Universidad de Málaga , restauradora y experta en pinturas murales barrocas, D. Francisco Rodriguez Marín ,profesor de la Universidad de Málaga y Javier Lerena Guerra , responsable de la edición digital de La Opinión de Málaga.

1 Premio :"Cinco bolas" de Simón Flynn, 
2 Premio :"Casa del Obispo" de Nina Rodríguez Morales
3Premio:  "Torre de San Felipe" de Feliciano Ruy Díaz, 



Accésit  a Eugenia Santana y Antonio Amaro a la mejor fotografía , fuera de concurso, en la modalidad de socios de "Málaga Monumental"
Se han presentado 72 fotografías.
La difusión del rico patrimonio que suponen las pinturas murales barrocas de Málaga continuará a lo largo de 2018 con exposiciones y edición de material promocional

Salvador García Aranda junto a los miembros del jurado :Dª Estrella Arcos Von Haartman , Francisco Rodríguez Marín y Javier Lerena 



lunes, 4 de diciembre de 2017

El gran patrimonio musical de la Catedral de Málaga;sus dos órganos son los más perfectos y grandes del S XVIII y su archivo musical , con 1.000 obras de Juan Francés de Iribarren , para algunos historiadores , el más rico de España


Con que dulzura el alma , obras de Juan Francés de Iribarren interpretadas por la Orquesta Filarmónica de Málaga y la soprano Eugenia Boix, grabadas en un cd e interpretadas en la Catedral en los actos paralelos a la exposición antológica del escultor Fernando Ortiz

Cuando atraviesan la enorme puerta de entrada, todos miran hacia arriba. Es un gesto casi instintivo, resulta inevitable no seguir esa interminable línea vertical que marcan las inmensas columnas desde el suelo hacia el cielo. Por algo la de Málaga es la Catedral con los techos más altos de España. Pero Antonio T. del Pino, segundo organista de la basílica e investigador, avisa:«La Catedral mejor no es la que se ve, es la que se escucha». Lo dice desde el mismo «corazón» del templo, el lugar donde ocurría «todo» en otro tiempo: el coro. Allí dos imponentes órganos gemelos del XVIII escoltan la sillería tallada por las manos del maestro Pedro de Mena, entre otros. «Son los órganos más perfectos y más grandes que había en el siglo XVIII en España, representan la culminación de la edad de oro de estos instrumentos en el país», puntualiza Adalberto Martínez Solaesa, que como organista titular de la Catedral de Málaga sabe bien de lo que habla. «Era evidente que atraerían a los grandes maestros de órgano de la época», añade el canónigo archivero Francisco Aranda.
La Catedral de Málaga conserva una de las colecciones más completa de cantorales gregorianos, alrededor de un centenar desde el siglo XV hasta el XIX. Obras compuestas para su interpretación durante la liturgia, destacan por sus historiadas letras capitales y la decoración de sus páginas. Sus grandes dimensiones se explican porque debían ser leídos desde el facistol colocado en el centro del coro.
Juan Francés de Iribarren (1699- 1767) fue nombrado maestro de capilla de la Catedral en 1733, y allí permaneció hasta su muerte. En esos 34 años, impulsó la creación de una sección de música en el archivo y lo dotó de contenido con hasta mil piezas con su firma. Composiciones que se mueven desde el villancico hasta las lamentaciones de Semana Santa, reflejando siempre una gran influencia de la música italiana. Es uno los grandes compositores españoles del Barroco.
El de Málaga es uno de los archivos más ricos en cuanto a variedad y cantidad de composiciones, principalmente del Barroco por la aportación de Iribarren. Hasta 3.000 piezas de música a papeles se guardan en la torre, partituras que se llamaban así porque a cada músico se le entregaba una ‘particella’ con las indicaciones expresas para su instrumento.
Los villancicos, literatura culta en castellano
Es el género con mayor presencia en el archivo de la Catedral malagueña. De las 3.000 piezas catalogadas, alrededor de un tercio son villancicos. Se trataba de una literatura culta, con letras que se encargaban a reputados poetas, pero en castellano. Esto los hacía más cercanos al pueblo, al que se le repartían pliegos para que pudieran seguir el contenido mientras el coro cantaba. Varios  se conservan aún en Málaga. Pese a que hoy se cantan en exclusiva en Navidad, en siglos pasados se asociaban también a la Inmaculada Concepción y a las fiestas al Santísimo, como el Corpus Christi.
Eduardo Ocón, el autor que vivió y murió en la Catedral
Toda su vida estuvo vinculada a la Catedral, donde se conserva parte de su obra religiosa. Tanto es así que Ocón (1833-1901) murió de pulmonía en su torre. Aquí comenzó su carrera musical bajo la tutela del maestro de capilla Mariano Reig. En 1854, obtuvo por oposición la plaza de segundo organista; puesto que ocupó hasta 1867 cuando se marcha a Madrid. Regresaría años después, impulsando la actividad y la formación musical desde la Sociedad Filarmónica y con la creación del Conservatorio de Música en la, todavía hoy, Sala María Cristina.
Los mayores órganos del Barroco español están en Málaga
Ahora un mecanismo insufla aire al órgano, pero hasta hace no mucho dos personas hacían esa función. Salvo eso, todo lo demás en los dos inmensos órganos que flanquean el coro de la Catedral funciona igual que en el siglo XVIII. Los construyó Julián de la Orden, que poco tiempo atrás había levantado otros dos en Cuenca. En Málaga, acababa de finalizar la construcción de la Catedral con siglos de retraso y el cabildo quería dotarla de un instrumento acorde a la grandiosidad de la obra. El Obispo Molina Lario decidió donar el segundo. Hoy son los mayores órganos construidos en el Barroco español que se conservan.
Siguiendo la teoría de Del Pino, si esto es lo que se observa, ¿cómo será lo que se oye? «El archivo musical es de los más ricos de España, sino el que más», responde Aranda. «El nivel de la música está en consonancia con la grandiosidad del templo. El archivo de la Catedral de Málaga es uno de los mejores exponentes de todo el siglo XVIII hispano», asegura el segundo organista de la Catedral.
Una de las torres del templo conserva ese tesoro ‘invisible’ al que solo se accede cuando los instrumentistas le dan vida. En su interior se guardan cien cantorales gregorianos desde el siglo XV hasta el XIX, una veintena de cantorales de polifonía –que son más difíciles de encontrar– y más de 3.000 obras de música a papeles. De ellas, casi mil llevan la firma de Juan Francés de Iribarren (1699-1767).
Incluido en la lista de los grandes compositores españoles de los dos primeros tercios del siglo XVIII, Iribarren impulsó la creación del archivo musical a lo largo de sus 34 años como maestro de capilla en Málaga. Detectó que algunos de sus antecesores en el cargo se llevaban consigo sus obras cuando se marchaban de la ciudad, otras se las quedaban sus herederos o se perdían por el camino. Por eso, establece que lo que se escriba para la Catedral de Málaga se quede en la Catedral de Málaga. A pesar de su creación tardía, en 1737, en el archivo hay piezas con más de 500 años de antigüedad, cantorales de gran tamaño con múltiples adornos e historiadas letras capitales. «Eran motivo y emblema del prestigio del cabildo», apunta Del Pino.
El Padre Gámez, que dirigió la Schola Cantorum del Seminario y fue de los pioneros en la puesta en valor del patrimonio musical de Málaga, resalta que el valor de los fondos que se conservan reside en «la riqueza de los distintos músicos que han pasado» por la ciudad. Antes de que Iribarren pusiera las bases del archivo, la Catedral tuvo a maestros de capilla como Cristóbal de Morales (1500-1553), «un polifonista clásico de una gran altura y calidad». Está considerado el principal representante de la escuela polifonista andaluza y uno de los tres grandes de la composición polifónica española del Renacimiento, junto con Tomás Luis de Victoria y Francisco Guerrero, quien también pasó por Málaga. «Eran los mejores de su época», destaca el Padre Gámez.
Pero la capilla musical malagueña fue ganando en importancia con los años, hasta alcanzar su momento álgido en el XVIII. Tanto es así que en ese tiempo Juan Francés de Iribarren encargaba las letras de los villancicos a reputados poetas de la Corte en Madrid. Hay que tener en cuenta que el villancico –de los que hay un millar en Málaga– era el género más cercano al pueblo al estar en castellano y no en latín. Se interpretaban por eso en momentos muy concretos en los que se quería transmitir un mensaje con claridad: además de en Navidad, como hoy, se cantaban también en la Inmaculada y en las fiestas al Santísimo, como el Corpus Christi.
Iribarren se convirtió en una figura de prestigio que se disputaban las catedrales. Sin salir de Málaga, recogía en sus creaciones influencias de la música europea del XVIII tomando como referencia copias manuscritas de grandes maestros. De ahí que en Málaga exista un ejemplar impreso de la edición príncipe de ‘Las Sonatas Op. V’ de Corelli o una copia manuscrita del ‘Stabat Mater’ de Pergolesi. La Catedral de Valladolid le ofreció ser maestro de capilla en 1741 y el cabildo de Málaga tuvo que subirle el sueldo para evitar su marcha.

Pero lo mejor estaba por venir. Iribarren tuvo que desarrollar su trabajo en una Catedral inacabada, en obras y con un pequeño órgano. Quince años después de su muerte, la faraónica construcción se dio por concluida (año 1782, más de dos siglos después de su inicio), incorporando ya los órganos más grandes hasta la fecha realizados por Julián de la Orden. Dos órganos nuevos y gemelos, «que dan una estereofonía increíble», y con los que pudo trabajar su alumno Jaime Torrens. Se generó entonces una «fiebre compositiva» y si hasta entonces la responsabilidad de crear obras correspondía únicamente al maestro de capilla, a finales del XVIII son los propios organistas quienes sin tener la obligación escriben también sus partituras.
En Málaga, además, se produce en ese momento algo inédito de lo que no quedan registros en el resto de catedrales españolas: además de las obras para dos órganos que también existían en otras basílicas, se crean conciertos para órgano y orquesta. Los hace en primer lugar José Barrera (1729-1788), organista de Cuenca que llega a Málaga invitado por el propio fabricante de los instrumentos, que diez años antes construyó dos instrumentos similares en la ciudad manchega. «Al probarlos y ver que son mejores, mayores y más perfeccionados que los que había en su ciudad, decide quedarse en Málaga», explica Del Pino. Siete conciertos son suyos y otros once llevan la firma de su coetáneo Esteban Redondo. Esto demuestra que se trataba de una «capilla solvente que suscitaba el interés» de los autores.
Todas esas piezas fueron escritas hace más de 200 años para los dos órganos que usted ve nada más entrar en el templo. Tal cual están. Solo se ha sustituido el fuelle manual con el que dos personas insuflaban aire al instrumento por uno automático, el resto está igual que en el XVIII. Las partituras, además, incluyen indicaciones precisas de cómo deben ser tocadas atendiendo a las características de esos instrumentos. Con las notas originales, las anotaciones de su autor y el instrumento sin modificar, «podemos hacer una reconstrucción sonora muy cierta de cómo era la música en la Catedral malagueña en el XVIII, y era formidable», precisa Del Pino. «Es apasionante, es un mundo de una satisfacción enorme», añade Martínez Solaesa.
La Capilla de Música Maestro Iribarren rescata el legado musical
La música solo tiene sentido cuando se interpreta. De nada sirve tener una colección de partituras de gran valor histórico si nunca más vuelven a sonar. Para investigar, interpretar y difundir el legado musical de la Catedral, el malagueño Antonio T. del Pino fundó hace ahora diez años la Capilla de Música Maestro Iribarren. En los dos últimos años, esta agrupación ha asumido el reto de organizar los conciertos de Navidad en la Catedral, desempolvando partituras inéditas o pocas veces interpretadas desde hace dos siglos. Tal y como se hacía entonces, el programa se recoge en pliegos que se reparten entre los fieles para seguir las letras.
Algunas piezas las han registrado en una colección titulada ‘Monumentos sonoros de la Catedral de Málaga’, que ya cuenta con dos discos en el mercado (producido por Esirtu). Es un trabajo «largo y costoso» que empieza en el archivo «buscando material interesante» que llegue al público de hoy para transcribirlo y ensayarlo. Del Pino, segundo organista de la Catedral, ha recuperado en versión concierto más de 30 obras de Iribarren, mientras que como investigador (realiza su tesis doctoral en la Universidad de Jaén en régimen de cotutela con el Pontificio Instituto de Música Sacra de Roma) profundiza en las 24 ‘Lamentaciones de Semana Santa’ del maestro que hay en Málaga.
Muchas no se interpretan desde el tiempo en el que fueron escritas. Como indica Martínez Solaesa, el maestro de capilla era «un hijo de su tiempo» que reflejaba las modas musicales de la época. «Hay piezas del XVIII que dejaron de ser habituales, que pasaron de moda o que incluso fueron prohibidas», detalla. De hecho, hasta bien entrado el siglo XX se ha cantado una música que ahora solo se escucha en conciertos porque la liturgia se hace ya en castellano. «Pasarán cien años y esa música, al no reproducirse, pasará al olvido y será objeto de la investigación y curiosidad», vaticina Martínez Solaesa.
Pero la memoria de Iribarren y Torrens, como máximos exponentes de la música Barroca en Málaga, siempre ha estado presente. Los grandes compositores y musicólogos malagueños de los siglos posteriores reconocieron el valor de sus creaciones. Durante el siglo XIX, cuando los paradigmas musicales iban ya por otro camino, Eduardo Ocón transcribió alguna obra del maestro navarro. A finales de ese siglo y principios del XX, musicólogos como Rafael Mitjana llamaron la atención sobre su producción, «pero con la escasez de medios de esos años, poco o nada se hizo», explica Del Pino. Ya en los años 70 el Padre Gámez dedicó su discurso de ingreso en la Academia de Bellas Artes de San Telmo al maestro Iribarren, llevando de nuevo sus composiciones al directo con distintas agrupaciones. Hoy, además de la malagueña Capilla de Música Maestro Iribarren, la Orquesta Barroca de Sevilla o Al Ayre Español han grabado algunas de su partituras que se conservan en Málaga. La Catedral se sigue escuchando.

miércoles, 1 de noviembre de 2017

Pinturas Murales Barrocas . 3 Concurso fotográfico Asociación “Málaga Monumental”

Pinturas Murales Barrocas  3 Concurso fotográfico Asociación “Málaga Monumental”
BASE 1: OBJETO
La Asociación” Málaga Monumental “,para la defensa y promoción del Patrimonio, convoca un concurso para premiar las mejores fotos de pinturas murales  barrocas, del SXVIII, en edificio de la Ciudad de Málaga. La participación en el presente concurso presupone:
• La aceptación íntegra de todas las cláusulas contenidas en estas bases.
• La autorización, por parte del autor, para publicarlas en el blog, Facebook, Twitter y otros canales de la Asociación “Málaga Monumental”.
•  La autorización para incluir los datos personales del concursante en una Base de Datos, propiedad de la Asociación “Málaga Monumental”, para futuras comunicaciones relacionadas con la difusión y defensa del patrimonio malagueño. No obstante, los interesados podrán, en cualquier momento, ejercitar los derechos de acceso, rectificación, oposición y en su caso, cancelación, previstos en la L.O. 15/1999, de 13 de Diciembre, de Protección de Datos carácter personal, mediante comunicación escrita.
BASE 2: DURACIÓN y ÁMBITO
Entrarán en concurso las fotos recibidas desde el 01 de noviembre hasta el 30 de noviembre (ambos inclusive) de 2017. “Málaga Monumental”  se reserva el derecho a suspender, aplazar o cancelar el concurso, en cualquier momento anterior a su finalización, siempre que existan causas que así lo justifiquen. También podrá ampliar el plazo si lo considera oportuno. Asimismo, “Málaga Monumental“ se reserva el derecho de evitar que sobre este concurso se establezcan sistemas de especulación o de negocios. A tal fin, podrán ejercitar las acciones legales que estime oportunas. Los premios caducarán a los 6 meses de la finalización del concurso, no pudiendo ser reclamados posteriormente a esa fecha.

BASE 3: MECÁNICA DEL CONCURSO
• 3.1.- Forma de participación. Los interesados en participar deberán remitir un máximo de 5 fotografías en color al correo electrónico:
                                   malagamonumental@hotmail.com
Indicando nombre y apellidos, DNI del participante  y teléfono de contacto. En cada fotografía debe  indicarse  el nombre y número de la calle donde está ubicado el edificio con pinturas murales  barrocas y nombre, oficial o popular, si lo tuviese.
• 3.2.- Una selección de las fotografías recibidas se irá publicando en el blog  “Málaga Monumental” (malagamonumentalblogspot.com y en la página de Facebook “Málaga Monumental”).
Los socios de “Málaga Monumental” podrán participar pero fuera de concurso, aunque la mejor fotografía recibirá un Diploma acreditativo.
• 3.3.- Jurado, Selección de los Ganadores y Verificación.
3.3.1. Composición del Jurado: Estará integrado por un representante de “Málaga Monumental”, un fotógrafo profesional, un profesional de la restauración de pinturas murales barrocas, un docente universitario y un profesional de los medios de comunicación.
3.3.2. Selección de ganadores y verificación: El jurado seleccionará, con arreglo a los criterios de promoción del Patrimonio Malagueño, de la calidad artística de las fotografías y su relación con el epígrafe del concurso.
• 3.4.- Publicidad de los premiados y entrega de premios. “Málaga Monumental” dará a conocer los ganadores  en las redes sociales de la Asociación y los premios serán entregados, previa presentación del DNI, en un  lugar que se comunicará oportunamente y de ningún otro modo. No se enviarán premios por correo bajo ningún concepto. “Málaga Monumental” notificará a los ganadores día y hora de la entrega de premios, mediante correo electrónico, remitido a la dirección facilitada por los autores de las fotografías o llamada telefónica. Si el premiado fuese menor de edad o estuviese incapacitado, será necesario el consentimiento de sus padres o tutores para la aceptación del premio.
BASE 4: DESCRIPCIÓN DE LOS PREMIOS
• 4.1.-Un  primer premio en metálico de 300 € y Diploma acreditativo.
• 4.2.- Un segundo premio de 100 € y Diploma acreditativo.
• 4.3.- Un tercer premio de 50€ y Diploma acreditativo.
Los socios participantes de Málaga Monumental cuyas fotografías queden finalistas, fuera de concurso, recibirán Diploma acreditativo.
Los premios podrían quedar desiertos si no se alcanzasen los objetivos de la convocatoria y así lo decidiese el jurado.
BASE 5: CESIÓN DE DERECHOS
 “Málaga Monumental” podrá reproducir las fotografías participantes con fines promocionales y divulgativos, sin ánimo de lucro.
BASE 6: REPERCUSIÓN FISCAL
Los premios no están sujetos a retención o ingreso a cuenta, ya que de conformidad con el Real Decreto 1576/2006, de 22 de Diciembre, (art. 73.3f) se excepcionan de retención los premios cuya base de retención no exceda de 300 euros, teniendo en cuenta que tratándose de premios en especie, el valor de mercado es el resultado de incrementar el valor de adquisición o coste para el pagador en un 20%.

Organiza: “Málaga Monumental”, Asociación para la defensa y promoción turística del Patrimonio.


Listado orientativo de edificios con pinturas murales barrocas en Málaga
1. Álamos, cl, 37
2. Afligidos, cl, 5, BIC, Casa Pedro de Mena
3. Altozano, cl, 30
4. Altozano, cl, 18
5. Altozano, cl, 20
6. Andrés Pérez, cl, 7
7. Andrés Pérez, cl, 13
8. Andrés Pérez, cl, 14
9. Andrés Pérez, cl, 16
10. Andrés Pérez, cl, 18
11. Andrés Pérez, cl, 20
12. Arco de la Cabeza, cl, 2 –Virgen de las Penas, Plz., 5
13. Atarazanas, cl, 11
14. Ballesteros, Pje. 3
15. Beatas, cl, 12
16. Beatas, cl, 24
17. Beatas, cl, 28 - Pito cl, 7
18. Beatas, cl, 35 - Tomás de Cózar, cl, 2
19. Cabello, cl, 8
20. Cabello cl, 11
21. Cabello cl, 15
22. Cabello cl, 21
23. Carretería, cl, 23 – Postigo de Arance 1
24. Carretería, cl, 32-34
25. Carretería, cl, 38
26. Carretería, cl, 40
27. Carretería, cl, 42 - Puerta de Antequera cl, 2
28. Carretería, cl, 53
29. Carretería, cl, 60, Palacio de Valdeflores,
30. Carretería, cl, 65
31. Carretería, cl, 78
32. Carretería, cl, 80
33. Carretería, cl, 85
34. Carretería, cl, 87
35. Carretería, cl, 90
36. Cinco Bolas, cl, 1
37. Cister, cl, 1, Palacio Zea Salvatierra
38. Cobertizo del Conde, cl, 22
39. Cobertizo del Conde cl, 30 - Gómez de Salazar, cl, 1
40. Cobertizo del Conde cl, 32
41. Cobertizo del Conde cl, 34
42. Compañía, cl, 15
43. Compañía, cl, 20
44. Compañía, cl, 24
45. Compañía, cl, 25
46. Compañía, cl, 26
47. Comisario, cl, 6
48. Constitución, Plz., 13-14
49. Constitución, Plz., 7 BIC, Consulado del Mar. Montepío de Viñeros....
50. Cortina del Muelle, 23 - Don Juan de Málaga, BIC, Palacio Conde Villalcázar
51. Cruz del Molinillo, cl, 25, Capilla de la Piedad
52. Dos Aceras, cl, 3
53. Dos Aceras, cl, 9
54. Dos Aceras cl, 37 y Alta, cl, 2,4
55. Duende, cl, 8
56. Fresca, cl, 8
57. Gaona, cl, 1
58. Gaona, cl, 3
59. Gaona, cl, 5
60. Gaona, cl, 7-9. Congregación de San Felipe Neri, palacio de Buenavista
61. Gaona, cl, 12
62. Grama, cl, 10
63. Grama, cl, 14
64. Granada, cl, 48 (interior)
65. Granada cl, 50
66. Granada cl, 54
67. Granada cl, 61, Palacio Gálvez
68. Granada cl, 67-69
69. Granada cl, 78 – 80 BIC, Iglesia de Santiago
70. Guerrero, cl, 3
71. Hinestrosa, cl, 8
72. Hinestrosa, cl, 10
73. Hinestrosa, cl, 12
74. Hinestrosa, cl, 14
75. Hinestrosa, cl, 17
76. Hinestrosa, cl, 18
77. Hinestrosa, cl, 20
78. Hinestrosa, cl, 21
79. Hinestrosa, cl, 22
80. Hinestrosa, cl, 24
81. Horno, cl, 2 esquina Compañía, cl, 27
82. Horno, cl, 10
83. Jinetes, cl, 23
84. Jinetes, cl, 25
85. Mariblanca, cl, 4
86. Mariblanca, cl, 19
87. Mariblanca, cl, 21
88. Marqués, cl, 9
89. Marqués de Valdecañas, 2, BIC restos desaparecido Convento San Francisco
90. Martínez, cl, 8-10
91. Mártires, cl, 4-6, Museo C. Thyssen
92. Mártires, cl, 5, Museo C. Thyssen
93. Mártires, cl, 7
94. Mártires, cl, 10 – San Telmo, cl, 20
95. Mártires, cl, 12
96. Mártires, cl, 13
97. Mártires, Plz de los, 1-2 , Iglesia de los Santos Mártires,
98. Mártires, Plz de los, 4
99. Medina Conde, 3
100. Merced, Plz, 2 – Medina Conde 5
101. Molinillo del Aceite, cl, 3
102. Molinillo del Aceite, cl,10
103. Molinillo del Aceite, cl,12
104. Molinillo del Aceite, cl,13
105. Molinillo del Aceite, cl,15
106. Montaño, cl, 5
107. Montaño, cl,14
108. Mosquera, cl,5, 5-A
109. Muro de las Catalinas, cl,10
110. Muro de Puerta Nueva, cl, 3
111. Muro de Puerta Nueva, cl,7
112. Muro de San Julián, cl, 15
113. Nosquera, cl, 16, Antiguo Hospital de San Julián,
114. Nueva, cl, 11, Iglesia de la Concepción
115. Nuño Gómez, cl, 9
116. Nuño Gómez, cl, 12
117. Nuño Gómez, cl, 18
118. Nuño Gómez, cl, 30
119. Nuño Gómez, cl, 32
120. Nuño Gómez, cl, 33
121. Nuño Gómez, cl, 34 – Viento 17
122. Obispo, Plz,6- Fresca, ,cl,1-5,Molina Lario ,cl,8-10, Sª María 18, BIC, Palacio
Episcopal
123. Ollerías, cl, 5
124. Ollerías, cl, 7
125. Ollerías, cl, 24 – Cabello, cl, 1
126. Ollerías, cl, 26
127. Ollerías, cl, 28
128. Ollerías, cl, 31
129. Ollerías, cl, 32 – Meléndez, Pje, 1
130. Parras, cl, 17, BIC, Casa de Expósitos
131. Parras, cl, 34
132. Peña, cl, 10
133. Peña, cl, 23
134. Pedro de Toledo, cl, 5 – Postigo San Agustín 6-a, Iglesia de San Agustín
135. Pedro de Toledo, cl, 6-8 – Marquesa de Moya, cl, 11
136. Postigos, cl, 14
137. Pito, cl, 3
138. Pito, cl, 5
139. Postigo de Arance, cl, 9
140. Postigo de Arance, cl, 10
141. Postigo de Arance, cl, 12 – Nuño Gómez, cl, 1
142. Postigo de San Agustín s/n, BIC Museo Picasso
143. Pozos Dulces, cl, 13
144. Pozos Dulces, cl, 21
145. Pozos Dulces, cl, 23
146. Pozos Dulces, cl, 26
147. Pozos Dulces, cl, 25
148. Pozos Dulces, cl, 29
149. Pozos Dulces, cl, 32
150. Principal, Alm. 11
151. Principal, Alm. 5 – Talavera 2
152. Principal, Alm. 15
153. Principal, Alm. 18, BIC
154. Salinas, cl, 6, BIC, Palacio de Salinas
155. Salinas, cl, 8-10
156. San Agustín, cl, 6-A, Iglesia de San Agustín
157. San José, cl, 7 – San Agustín, cl, 15
158. San Juan, cl, 7-9, BIC, Iglesia de San Juan
159. San Juan de Dios, Plz. 2 – Coronado, cl, 1, Parador del General
160. Plaza San Juan de Dios, 3 – Mártires, cl, 15-17
161. San Pedro de Alcántara, Plz. 4 - Muro San Julián, cl, 25
162. San Rafael, cl 16 – Goletera, cl, 3
163. San Telmo, cl, 5-7-9, Escuela de San Telmo; Noviciado de los Jesuitas
164. San Telmo, cl, 12
165. Santa María, cl, 22, BIC, Iglesia Sª Mª del Sagrario
166. Santiago, cl, 4
167. Santísimo Cristo de la Sangre, Plz, 1 – Gaona, cl, 11, Iglesia San Felipe Neri
168. Santísimo Cristo de la Sangre, Plz, 2 , Museo del Vidrio
169. Santos, cl, 2 – Compañía, cl, 23
170. Santuario, Plz del, 1, BIC, Santuario Nª Sª de la Victoria.
171. Sargento, cl, 4
172. Sargento, cl, 6
173. Sargento, cl, 8
174. Sargento, cl, 9
175. Sargento, cl, 11
176. Sargento, cl, 13
177. Tomás de Cózar, cl, 3
178. Tomás de Cózar, cl, 13
179. Tomás de Cózar, cl, 17
180. Tomás de Cózar, cl, 27
181. Tomás de Cózar, cl, 29
182. Tomás de Cózar, cl, 31
183. Torregorda, cl, 3 esquina Panaderos, cl, 12
184. Trinidad Grund, cl, 3
185. Victoria, cl, 20
186. Viento, cl, 1 – Gigantes, cl,13
187. Viento, cl, 7
188. Calvo, cl, 5
189. Cerrojo, cl, 38, Casa del Obispo
190. Peregrino, cl, 31-33
191. Plaza de Toros Vieja, cl, 23, BIC, Iglesia del Carmen

192. Fray Alonso de Santo Tomás, 1, BIC, Antiguo Convento de Santo Domingo